Solicita tu estudio gratis

    We speak English

    Wir sprechen Deustch

    Alarmas y seguros para el hogar

    Alarmas y seguros para el hogar

    Es importante poder sentirse seguros en nuestra vivienda. Para ayudarnos a que este sentimiento de seguridad sea mayor, existen diferentes sistemas que podemos usar. 

    Dentro de este tipo de sistemas destacan las alarmas. Gracias a ellas tenemos cierta seguridad disuasoria hacia los posibles intrusos. Pero no solo sirven para disuadir o evitar una entrada no deseada, también sirven para evitar problemas mayores, como puede ser un incendio o una fuga de agua, que no solo hará que aumente el consumo de agua, sino que puede provocar graves daños en la vivienda y en la de los vecinos.

    Si bien los sistemas de alarma son un sistema para evitar diferentes tipos de problemas, lo cierto es que existe otro aspecto que podrá darnos tranquilidad económica si se produce algún siniestro en nuestro hogar, son los seguros para el hogar

    Alarma y seguros para el hogar

    ¿Por qué instalar una alarma?

    La mayoría de la gente piensa que nunca va a sufrir un robo, por lo que ve a la alarma como algo innecesario. Sin embargo, este riesgo existe en cualquier vivienda, como se ven el hecho de que los robos o intentos de robos son cada vez más comunes en nuestro país. Pero no solo es recomendable por ello, sino para evitar, como hemos comentado, problemas graves en una vivienda, como un incendio o una fuga de gas o agua. 

    Además, este tipo de sistemas tienen un poder disuasorio, evitando que los intrusos elijan viviendas protegidas para entrar. 

    Además, una vivienda que cuente con un sistema de alarma en su hogar, podrá tener una póliza en el seguro de hogar más barata. Las aseguradoras ofrecen descuentos en la cobertura de robo porque consideran que una vivienda protegida tiene muchas menos posibilidades de sufrir un robo que otra que no posee ningún tipo de seguridad de este tipo.

    Consejos para elegir la mejor alarma

    Por suerte, en la actualidad contamos con gran cantidad de sistemas diferentes de alarmas, con diferentes elementos y para diferentes objetivos. Es decir, puede haber alarmas antirrobo, anti incendios, anti fugas de gas… 

    También tenemos diferentes elementos dentro de una alarma como puede ser un sistema de videovigilancia o detectores. 

    Otro aspecto importante para instalar un sistema de alarma es la Central Receptora. Algunas alarmas se encuentran conectada a una Central que recibe los saltos de alarma y que los evalúa, para descubrir si son riesgos reales. En caso de ser un riesgo real, avisará al usuario y a los servicios de emergencia. 

    Lo más importante de un buen sistema de alarma, y uno de los aspectos más importantes a la hora de elegirlo, es saber qué puntos son vulnerables y qué queremos proteger con nuestra vivienda. 

    La alarma y los seguros para el hogar

    Como ya hemos mencionado anteriormente, la existencia de una alarma en una vivienda abarata el precio de la cobertura de robo en el seguro del hogar. Sin embargo, hay que saber que, si sufrimos un robo y la alarma, por despiste o fallo, no se encontraba encendida, nuestra aseguradora no se hará cargo de los gastos que se deriven del robo. En este sentido, la aseguradora considera que dichos gastos se producen por un siniestro producto de la negligencia del cliente, por lo que no tendrá la obligación de hacerse cargo de los costes.  

    Si eres una persona que se olvida constantemente de poner la alarma, lo mejor es no incluir nuestro sistema de alarma en la póliza del seguro. Sin embargo, si tienes una alarma inteligente o nunca te olvidas de activarla, inclúyelo.